La radio: Precursores e inventos

Desde los orígenes de la radio, siempre ha trascendido por las innovaciones de este maravilloso invento y que sigue en constante cambio hasta nuestros días. He aquí una recapitulación de las personas que han contribuido al desarrollo de la radio en su respectivo país de origen y cómo sus inventos o propuestas cambiaron la forma de usar este medio de comunicación en la sociedad.

Image

 

Reginald Aubrey Fessenden nació en East Bolton, Quebec, Canadá, el 6 de Octubre de 1866. Fue un inventor muy reconocido por sus trabajos en las primeras épocas de la radio. A la edad de 14 años, el colegio Bishop’s College School de Lennoxville, Quebec le entregó una maestría en matemáticas.

A finales de 1886, Fessenden comenzó a trabajar directamente para Thomas Alva Edison en el nuevo laboratorio de West Orange, New Jersey. Fessenden logró rápidamente grandes avances, especialmente en el diseño de receptores. De 1890 a 1900, Fessenden trabajó en varias fábricas y en 1892 era profesor de ingeniería eléctrica en la Universidad Purdue, para luego convertirse en jefe del departamento de ingeniería eléctrica de la Universidad de Pittsburgh en 1893.  En 1900, Fessenden trabajaba para el United States Weather Bureau (Servicio Meteorológico de Estados Unidos) donde desarrolló el principio heterodino con el que dos señales combinadas producen un tercer tono audible. Mientras trabajaba allí, Fessenden, experimentando con un transmisor a chispa de alta frecuencia, transmitió con éxito la voz humana el 23 de diciembre de 1900 a través de una distancia de aproximadamente 1,6 kilómetros,  lo que parece haber sido la primera radiotransmisión de audio en el mundo.

 

El lograr transmitir la voz del hombre a través de largas distancias es un empujón considerable para la radio ya que esto posteriormente permitiría el poder comunicarse con otras personas a distancias más grandes. Fessenden tuvo de su lado a la casualidad y a la curiosidad, ya que los sistemas para detectar señales audibles dentro del ambiente lo llevaron a probar con la voz, lo cual le permitió innovar la forma de usar la electricidad y las ondas con fines comunicativos.

 

 

 

 

 

 

 

 

Image 

 

 

 

Y ahora, pasando a México, encontramos al pionero de la radio de este país en la ciudad de Monterrey, Nuevo León. Constantino de Tárnava Garza nació en esta ciudad el 26 de febrero de 1898 y murió en la misma el 6 de febrero de 1974. Estudió en el Colegio Franco Mexicano. Luego fue al St. Edward’s College, de Austin, y posteriormente a la Universidad de Notre Dame, donde se graduó de ingeniero. En las vacaciones de 1919, desde el patio de su casa realizó transmisiones a prueba con una pequeña estación. El 9 de octubre de 1921 hizo su primera transmisión formal, con 20 watts de potencia. Hoy día se reconoce que De Tárnava es el pionero de la radiodifusión en México y en América Latina. Las siglas de la emisora fueron TND (Tárnava Notre Dame), las que fueron evolucionando a CYO, CYH y XEH, la emisora que en 1962 vendió su fundador. Gracias a esta innovación, se destaparon posteriormente grandes voces dentro de la radio nacional, tales como el Tio Gamboin, Arturo Manrique, Alfonso Ortiz y muchos más. La importancia reside en que es en esos años cuando surgen las primeras formas de ponerles iniciales a las estaciones de radio, que posteriormente se consolidarían bajo un reglamento por parte del gobierno, formalizando así a la radio dentro del ámbito socio-empresarial con fines de informar y entretener.

Image

 

Hay un detalle importante y es que Emilio Azcárraga Vidaurreta y Clemente Serna Martínez se mantuvieron siempre muy ligados a De Tárnava, a través de Radio Programas de México y la XEW. Éste, amigo, los ayudó con su consejo, pero nunca quiso irse a radicar a la Ciudad de México, como se lo propusieron. De Tárnava siguió aquí, dedicado a su emisora, a la meteorología y a la fotografía, a la vez que escribiendo columnas especializadas para varios periódicos locales.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Image 

 

 

Dentro de los hombres de pantalón largo, de quienes llevan el poder financiero, se encuentra Raúl Azcárraga, quien en Febrero de 1923, empezó a transmitir sus primeras pruebas desde su oficina ubicada en Avenida Juárez, en la Ciudad de México, usando un transmisor de 50 watts. Viendo que tenía éxito, se alió con el periódico “El Universal” e hicieron un acuerdo para operar en conjunto una radio estación para hacer llegar las noticias. El 8 de Mayo de ese mismo año, el periódico declare que, al igual que los periódicos estadounidenses, El Universal empezaba a usar una radio estación. El primer corte informativo fue transmitido ese mismo dia.  

 

Con Raúl Azcárraga se inician de manera frenética el surgimiento de cadenas de radio que serían a la vez el trampolín de infinidad de artistas y reconocidas voces en la historia de la radio nacional. 

 

Image

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s